Escuchen a las mujeres

Escuchen a las mujeres, dejen que sus voces pongan a temblar al patriarcado, dejen que sus gritos muevan los viejos y obsoletos cimientos en los cuales está construida toda nuestra historia, toda nuestra episteme, toda relación humana. Es hora de escuchar y atender, es hora de soltar las armas y entender que hemos sido injustos con ellas y que les debemos muchas de las luchas que hemos librado.

Yo te dejo ir

El dolor que se encarna por lo sucedido, por la falta de saber sobre tus pasos, pensamientos y caricias, volverá a su punto inicial y ya no habrá más lamentos ni días oscuros, ni tardes nubladas. Que la vida vuelve a comenzar cuando deje de habitar en ti y tú en mí.

Esbozos filosóficos III

Los textos que componen Esbozos III son breves, yo diría deliciosamente breves, pero el autor asocia esta circunstancia con las restricciones propias de los medios divulgativos (las entradas de blogs, los artículos periodísticos, etc,); incluso, con la loable humildad de quien genuinamente está inmerso en el trabajo filosófico, el autor decide llamar a estos textos breves “Esbozos”, por considerarlos trabajos de paso, intentos, acaso prolegómenos a una posible obra mucho más extensa, capaz de hacerle justicia a la extensión del pensamiento.

No les presten atención

No hay que ponerles cuidado. En este país tenemos tantas heridas por la guerra y la corrupción que nos cuesta creer. En este país hay tanto dolor que no podemos entender que se puede hacer política sin acabarnos los unos a los otros. Estamos tan acostumbrados a tener ignorantes, títulos falsos y personas poco preparadas en el poder, que cuando nos cuentan de alguien idóneo pensamos en que es mentira, en que no es posible.

La última cagada de Duque

El informe de la Comisión de la verdad será el documento sagrado, el documento guía, la biblia que nos permita entender la nueva Colombia. No podrá entenderse este país desde el patriarcado, desde la injusticia, desde el abuso.

Golpe Cruzao, un alivio para el alma

Golpe Cruzao es un grupo musical que nació de las entrañas de esta Bogotá caótica, confusa, de fuertes lluvias, pero de calles mágicas, de gente amable, de cultura que se respira por sus esquinas. Entre tanta bulla, entre tanto tráfico un grupo de amigos se une para hacer lo que mejor saben hacer: interpretar sus instrumentos, reír, cantar y soñar.

Mi papá

La última vez que nos vimos hablamos de dinero, del tráfico en Bogotá, de mi trabajo y un poco de política. Cenamos juntos, siempre los tres. Al siguiente día falleció. Su corazón solo le permitió caer sobre los brazos de mi madre y soltar un hálito suave con el que cerró sus ojos para siempre.

Somos nuestra responsabilidad

Mis actos parten de una elección, y cada elección está marcada por una profunda ambigüedad, lo que me lleva a nunca tener la certeza de estar tomando la decisión correcta. Así mismo, mis acciones me forman, lo que significa que lo que soy depende de mí, pero a veces tomo elecciones incorrectas que no me permiten avanzar y seguir el objetivo de ser cada vez mejor.

Web construida con WordPress.com.

Subir ↑