Ya no sorprende nada

En este país ya no nos sorprende nada. Violan niños, maltratan animales, asesina mujeres y a líderes sociales. El gobierno monta cortinas de humo para escapar de las nefastas acciones en las que ha tenido que intervenir y todo lo hace mal. Los colombianos nos acostumbramos a que esto puede ir peor. Las noticias nos dan igual, las desigualdades son el pan de cada día y ahí seguimos, viendo sin ver, oyendo sin escuchar. Quejándonos, señalando y juzgando, pero no haciendo nada. ¿A qué le apostamos? ¿Para dónde vamos? Damián Pachón, el filósofo colombiano dice en un texto: «En efecto, en las crisis nos sentimos como perdidos, las cosas se nos salen de las manos, no tenemos una conciencia clara de lo que sucede, el presunto `orden natural de las cosas` se trastoca y el presente se hace inasible, tanto como el nebuloso futuro que en su interior se dibuja». Y aunque en tiempos de crisis es el mejor momento para tomar decisiones sensatas para corregir el rumbo de las cosas (Pachón), estos tiempos de Covid-19 no nos permite pensar bien.

Los intelectuales se han pronunciado, pero esto sigue siendo para unos pocos. Tal vez, en lo que llevamos de este nuevo siglo y quizás en la parte final del anterior, no se había necesitado tanto a la cultura como ahora, pero también, nunca se había visto tanta ausencia de la misma. Es paradojal. Pues cuando más se necesita de la filosofía, de la literatura, del arte y de la música, pareciera que no estuvieran ahí, precisamente para apoyar, para abrir caminos, para dejar entrever ese futuro que puede dibujarse. Y no están, porque este tiempo de pandemia es utilizado de manera inteligente por los medios de comunicación y por el presidente que ha sabido dirigir muy bien el qué decir, cómo decirlo y qué mostrar. Aunque hay tantas formas para informarse, para aprender, para hacer una vida desde el aislamiento, todo lo que tiene que ver con el Covid-19 nos invadió por completo. Llenó nuestras cabezas de muertos y muertos, de contagios y de cifras, de acciones “buenas” del presidente, de las “malas” de la alcaldesa, de lo que quiere el gobierno, de lo que hacen sus héroes, del juego de la necesidad de algunos y el olvido de otros. Todo esto, invisibiliza al arte, lo relega, como siempre, al recóndito lugar de lo no importante.   

La acción violenta de invisibilizar a la cultura tiene una razón de ser. El arte y solo el arte, diría Nietzsche, es el que hace posible la vida. ¿Cómo encontrar una vida cuando no tienes el antídoto ante la inmisericordia, ante la desigualdad y lo más importante, ante la insensibilidad a la mano? Difícil. Cuando un gobierno es corrupto, cuando hay tanta artimaña en su proceder, todo lo que sirva para abrir el pensamiento, la crítica y la reflexión, debe ser desplazado. Por eso no sorprende la falta de bibliotecas abiertas, por eso no sorprende que no exista auxilios y ayudas reales al sector artístico y editorial. El gobierno invierte en lo que ya sabemos, con el fin de justificar su escasez económica y así, dejar al sector más importante para la sociedad por fuera de los planes de reapertura, de un comienzo no solo económico, sino formativo. A mayor carencia de cultura, mayor frialdad humana.

Andamos por las calles como quien está a punto de encontrarse con su peor enemigo. Andamos por las calles ignorando y odiando. Andamos por las calles señalando y dudando del otro, del que está en frente mío pidiendo comida, una moneda. Dudamos cuando una mujer dice que es golpeada, violentada de forma psicológica y verbal. Juzgamos cuando una mujer es violada, porque siempre dan consentimiento, un consentimiento tácito… Nos hemos vuelto así, nos hemos convertido en monstruos porque estamos lejos de lo que nos hace verdaderos humanos, por eso no nos sorprende nada.

2 comentarios sobre “Ya no sorprende nada

Agrega el tuyo

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Web construida con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: